MITJA MARATÓ 2017
 

Un fuerte aplauso a la labor de todos los voluntarios

 
Viernes 27 de enero de 2017 0 comentarios
 

Roque Alemañ, presidente del Club de Atletismo Santa Pola, realiza una valoración positiva. De hecho, afirma sentirse contento, “porque el resultado ha sido bueno, pese al complicado nivel organizativo. Hemos sufrido bastante para poder llegar a la prueba que se vio el domingo”.
Tanto los voluntarios del Club, así como los distintos servicios municipales, “realizaron un esfuerzo importante de cara al montaje. Al final, se ha visto un gran resultado pero, para llegar hasta allí, hemos tenido que apretar más este año”.
Lamenta el presidente que todas las actividades paralelas previstas no pudieran salir adelante por las condiciones climatológicas, “no sólo la Papea, también la Mini Maratón, los conciertos, actividades infantiles e hinchables. Nos duele, porque lo hicimos con todo el cariño, para generar un espectáculo y que la gente disfrutara. Pero han sido unas decisiones inevitables, porque siempre prima la seguridad”.
A nivel deportivo, su calificativo es tajante: “espectacular”. Añade que “con este viento y estas condiciones tuvimos que luchar para que el circuito estuviese lo más acondicionado posible. Sin embargo, había muchas zonas con agua, y eso afecta la carrera”. Pese a todo, y a que las condiciones no fueron las mejores, “hemos estado a punto de conseguir una marca… si hubieran sido óptimas, habríamos batido récords, y hablaríamos de una repercusión internacional importantísima”.
Recalca que, “si nos hubieran preguntado antes de la prueba, hubiéramos firmado una hora dos. Y más en féminas, que estábamos en récord antes del kilómetro 15. El viento fue un enemigo terrible y pasó factura. Este año, teníamos la artillería necesaria para conseguir el sueño de bajar de la hora y colocar la prueba a nivel mundial. Al final, nos la ha jugado el clima”.

Duro frío
En esta edición también hemos sido testigos de más atenciones en meta por parte de los voluntarios de Cruz Roja que en ocasiones anteriores. Un hecho que, para Alemañ, obedece al frío y las condiciones de la carrera: “prueba de ello es que la zona de avituallamiento en meta se despejó más rápido”. El frío se dejó sentir en todos los participantes. “Por suerte”, explica, “sólo nos asustamos un poco con una chica que llegó a meta completamente exhausta. Al final, fue todo un susto”.
Al igual que lo hicieron miles de santapoleros a lo largo del circuito, Roque Alemañ quiere aplaudir al público, “algo muy comentado por todo los corredores, que se sintieron animados a lo largo de todo el circuito, y eso que las condiciones climatológicas invitaban a no salir, pero se vio bastante gente. Las felicitacines que nos están llegando confirman el gran apoyo de la ciudadanía”.

Solidaridad
Más de 6.000 participantes entraron en meta, cantidad que la Fundación Trinidad Alfonso y el Club de Atletismo entregarán a Adipsa y Cáritas a razón de un euro por corredor. La Fundación Trinidad Alfonso, uno de los grandes pilares que sustentan esta prueba deportiva “está contenta, porque ha visto el esfuerzo realizado. Así me lo ha comunicado Juan Roig, mecenas de ésta, quien apuesta por las personas, no por grandes ideas. Personas y esfuerzo, y mientras que trabajemos con este esfuerzo y seamos personas con espíritu de sacrificio, que es lo que intenta potenciar, siempre estarán con nosotros”. A ello, se ha de sumar el resultado buenísimo, tanto deportivo como de organización. “En dos semanas, en Valencia, hablaremos y analizaremos todo”, adelantó.

Balance personal
A nivel personal, declaraba el presidente sentirse “cansado por muchos aspectos. Ha costado mucho llegar hasta aquí. Ha habido otras circunstancias que han producido un desgaste importante. Sobre todo a mí y serán motivo, en un futuro, de análisis. Espero que no afecten demasiado al Club ni a las propias pruebas”.
No quería olvidarse de agradecer la inmensa labor de todos los voluntarios: “Ha sido una prueba dura, y han realizado un esfuerzo increíble. Demuestran que están cuando llueve, hace viento y frío. Cuando la gente está con la estufa en casa, ellos están en la calle, trabajando codo con codo. Eso es de aplaudir y agradecer. También a todo el personal del Ayuntamiento que ha colaborado, porque han sufrido durísimas inclemencias y han hecho un gran esfuerzo”.
Finalmente, insiste en la idea de que “para que la Mitja Marató pueda funcionar, ha de trabajar un equipo compacto. Entre todos, porque los méritos no son ni de unos de ni de otros. Tenemos que trabajar con una única idea, y en común. Ésta no es otra que tener amor por lo que se hace. Si no creemos en ello, si no creemos en la prueba, iremos hacia atrás y seremos mediocres. Hemos de trabajar todos a una para mantener y, sí con esfuerzo, superar nuestro nivel año tras año”.

 

Comparte este artículo

 
 
 

Comentarios

 

Artículos relacionados

 
 

CARTAS AL DIRECTOR

UNA TARDE CON JOSÉ IRALA VIDAL
Margarita Tomás López 18 de agosto
PEDRO SÁNCHEZ Y EL CIS
Pedro Morante Gutiérrez 18 de agosto
SOMBRILLAS VOLADORAS
Pedro Morante Gutiérrez 18 de agosto
PACO CONEJERO: DOS AÑOS Y TODOS SIGUE IGUAL
Juan Bautista Pérez Martínez, ‘Batiste’ 11 de agosto
12ª CENA DE LA LUNA LLENA EN SANTA POLA
Manuel Arroyo Martín 11 de agosto

Periódico Santa Pola © Copyright 2016, todos los derechos reservados.

Diseño: Baluarte Comunicación s.l.