PREGÓN 2016, PISTOLETAZO DE SALIDA DE LAS FIESTAS PATRONALES
 

“Se hace saber...”, un pregón informal, repleto de humor, sorpresas y espectáculo

 
Viernes 2 de septiembre de 2016 0 comentarios
 

Con la presencia de autoridades vecinas, representantes regionales, el olímpico Iván Pastor... el Palmeral acogió, el pasado 31, un acto en el que “pregonamos un tiempo de alegría para la convivencia”, según la alcaldesa, Yolanda Seva. Con traje gris claro, camisa blanca cuello mao que sobresalía sobre la chaqueta y sin corbata, Antonio López subió al escenario para recibir la carta de Marian Sempere, pregonera 2015, en la que daba consejos al recién estrenado pregonero como llevar corbata o saltar a la pata coja para distendirse. El acto, amenizado por Federico Valero, se cerró con La Muixeranga de la Colla El Freu y un concierto de música setentera a cargo de Caricia Musical.

Antonio López comenzó su pregón de manera informal, como impregna su carácter, rompiendo el protocolo de interminables saludos. Confesaba temer no tener la “suficiente sabiduría”, pero lo consiguió al integrar su experiencia familiar en las fiestas, como cuando sus hijos Toni y Sofía fueron sultanes infantiles en 2012, o cuando su madre fue Reina de la Tercera Edad en 2009, lo que “me convirtió en principito”.
Antonio López instaba al público a “sentir la historia” como propia, entendida como la presencia y sentimiento de la cotidianeidad: “la fiesta se puede sentir sin participar activamente (...) integrándose en los pasacalles o tomando algo en las barracas”. Una historia que ha inspirado un lenguaje idiosincrásico al que Antonio López aludía con expresiones como “escampa el poll” y que arrancó el sentimiento de unidad de los santapoleros. La historia se perpetuó en la memoria de Antonio López niño y testigo de la fiesta a través de los olores, como el de la pólvora, el del esparto de las alpargatas de Malena...; o los sonidos, como los ensayos de los vecinos de la comparsa Pescadores...; o las imágenes fijas en la retina, como el de su abuelo tirando por la ventana un alargador para que enchufaran el órgano con el que interpretaban el Motete.

Su generación, la del 70, año arriba o abajo, fue testigo de la renovación festera. De los programas basados en el fervor religioso se pasó a buscar “un sentido de alegría y color más acentuado, en el que la mujer tendría un papel muy importante”. Este cambio de paradigma impregnó a su generación, que vivió con los abuelos en casa, los cromos, los petazetas, las hombreras, los cassettes, con una televisión de dos canales... y con una radio Santa Pola de la que se representó un noticiario de 1955 con publicidad incluida. En definitiva, como afirmaba Antonio López, “una generación fuerte”, una “Generación a Tope” que comenzó a formarse y que encontró alternativas culturales en la música y los medios, todo ello impulsado por una Casa de Cultura recién estrenada.

Pero más allá de la nostalgia, Antonio López se refirió al futuro con confianza. Un futuro repleto de jóvenes que ya están escribiendo la historia de Santa Pola a nivel deportivo y cultural, aspecto este úlimo que López instó a “mejorar”. La cultura de un pueblo expresa su nivel de desarrollo, como sentenciaba Larra de la literatura. Así López afirmaba que “la cultura es uno de los motores de la fiesta”, en sus diversas manifestaciones, como la música, “porque desfilar sin música es como desfilar desnudos”.

 

Comparte este artículo

 
 
 

Comentarios

 
 
 

CARTAS AL DIRECTOR

UNA TARDE CON JOSÉ IRALA VIDAL
Margarita Tomás López 18 de agosto
PEDRO SÁNCHEZ Y EL CIS
Pedro Morante Gutiérrez 18 de agosto
SOMBRILLAS VOLADORAS
Pedro Morante Gutiérrez 18 de agosto
PACO CONEJERO: DOS AÑOS Y TODOS SIGUE IGUAL
Juan Bautista Pérez Martínez, ‘Batiste’ 11 de agosto
12ª CENA DE LA LUNA LLENA EN SANTA POLA
Manuel Arroyo Martín 11 de agosto

Periódico Santa Pola © Copyright 2016, todos los derechos reservados.

Diseño: Baluarte Comunicación s.l.