EDUCACIÓN
 

Las razones para el no al José Garnero “son espúreas”

 
Viernes 16 de septiembre de 2016 0 comentarios
 

Todos los colegios de Santa Pola solicitaron la jornada continua a raíz de la orden emitida en el mes de junio, a excepción del Alonai. Cada uno se encargó de la redacción de su proyecto, según la normativa de la Conselleria de Educación. Una normativa que dejaba libertad, con incidencia en que las actividades extraescolares de las tardes fuesen gratuitas para los padres.
La jornada continua presenta varias opciones. La primera, recoger a los niños a las 14.00 horas, sin comedor. A las 15.30, con comedor o a las 17.00 horas con comedor y actividad extraescolar. Este extremo lo contemplarían todos los proyectos de centro presentados.
Hay que remontarse a mediados del mes de agosto cuando Conselleria emite una resolución, autorizando a cuatro colegios a continuar con el proceso, más otros cuatro con puntos a subsanar. De éstos, Conselleria afirma que tres son los que subsanan y continúan, quedando el José Garnero fuera del proceso de votación.
Para la implementación de la jornada continua en cada uno de los centros autorizados a llevar a cabo este referéndum, “se debe de obtener el 55% de los votos a favor del censo total de padres y madres”, explicaba la edil de Educación, Loli Tomás. Es decir, de un colegio de 400 niños, por ejemplo, hablaríamos de alrededor de 800 progenitores: 440 votos favorables. Independientemente del resultado, “Conselleria es quien tiene la última palabra y dará su resolución el 23 de septiembre”.

Casi todos la quieren
Según la responsable de la cartera de Educación afirma que “alrededor del 90% de los padres quiere la jornada continua”. Un modelo educativo, avalado por muchos estudios, “que favorece más el desarrollo y el descanso del niño, porque tiene las horas lectivas de mañana, cuando están más receptivos. Si se parte y vuelve a retomar, aumenta el cansancio y los conocimientos impregnan peor”. Otra ventaja de la jornada continua es que tienen la tarde para “estudiar, practicar otras actividades, descansar u organizarse mejor”.

José Garnero
Volviendo al José Garnero, recuerda Loli Tomás que “el propio consejo escolar no vio claras las razones que esgrimía Conselleria para rechazar el proyecto”. Por este motivo, con apoyo desde el Ayuntamiento, “se apoyó el escrito de súplica y, una semana más tarde, volvimos a dirigirnos junto al Ampa y la Dirección, con el director general de Centros”.
Se solicitó una nueva valoración del caso, “pues se habían subsanado todos los errores y las razones que esgrimían para la negativa no eran de peso”. Aseguran, por ejemplo, que las actividades extraescolares no se corresponden, “pero todos los colegios han presentado el mismo informe, redactado por el Ayuntamiento. Actividades a través de Polanens, bibliotecas, huertos escolares o por otras asociaciones culturales que están conveniadas con el Ayuntamiento. Con lo cual, las razones son espúreas”.

 

Comparte este artículo

 
 
 

Comentarios

 

Artículos relacionados

 
 

CARTAS AL DIRECTOR

UNA TARDE CON JOSÉ IRALA VIDAL
Margarita Tomás López 18 de agosto
PEDRO SÁNCHEZ Y EL CIS
Pedro Morante Gutiérrez 18 de agosto
SOMBRILLAS VOLADORAS
Pedro Morante Gutiérrez 18 de agosto
PACO CONEJERO: DOS AÑOS Y TODOS SIGUE IGUAL
Juan Bautista Pérez Martínez, ‘Batiste’ 11 de agosto
12ª CENA DE LA LUNA LLENA EN SANTA POLA
Manuel Arroyo Martín 11 de agosto

Periódico Santa Pola © Copyright 2016, todos los derechos reservados.

Diseño: Baluarte Comunicación s.l.