Ramón Pomares Piñol
 

BAJEMOS LA VELOCIDAD

 
Viernes 24 de febrero de 2017 0 comentarios
 

ueriendo decir que conozco toda la Biblia. Ese método ya me lo sé. Entender la Biblia es estudiar, conocer, saber en qué idioma se hizo en un principio y no buscar, como las gallinas, dónde puedo picar para ratificar lo que digo. Y así hacerle decir lo que no dice en su conjunto. Y, por supuesto, qué se quería decir, pues no es lo mismo hoy y aquí que ayer y en otra época donde, por ejemplo, la palabra hermano no es igual a lo que hoy entendemos en su época y lugar.
¿Cuál es el papel del catolicismo, es decir, del auténtico cristiano? Luchar para hacer de la mujer y el hombre un ser más feliz y en paz, en un mundo donde predomina la guerra.
Puede ser de varios modos. Empezamos a ser cristianos por el bautismo y ello nos lleva a derechos y obligaciones. Esto no se ha tenido en cuenta y ahora tampoco, pues nos hemos aprovechado hoy y ayer del cristianismo para nuestro provecho. Pero ojo, no todos, aunque hoy por desgracia es una realidad, y ha habido desde talibanes cristianos hasta cristos vivientes. Yo no veo sentido beatificar una persona: ha hecho lo que todo bautizado debe hacer.
He dicho que tiene derechos y obligaciones, resumidas en:
1-El amor que cristo predicó y vivió. Pero amor.; 2- Los diez mandamientos; 3- Las obras de misericordia (que son ocho); 4. Fiarse de Cristo, que dijo que se quedaba con nosotros hasta el final de los tiempos, pues he empezado diciendo que es muy difícil ser cristiano y él mismo dijo: “Sin mí nada podéis” y la Virgen dijo en las bodas: “haced lo que mi hijo ha dicho”.
Si nos dejásemos de cuentos, Cristo vería que hoy unos tienen y otros pasan hambre, unos tienen palacios y otros tienen como casa la calle.
Habría que entender y practicar lo que al hacer la Primera Comunión aprendimos, por ejemplo, el quinto mandamiento: “no matarás”. Se mata hablando, juzgando, pegando tiros, robando, etc. Y eso llevado a la vida ordinaria. Y así todos los mandamientos.
¿Qué pasa? Que hemos inventado lo que Cristo no dijo y algunos cosas son buenas, per no necesarios. Por ejemplo, que a María se le llame en un lugar Pilar, otro Loreto, otro Asunción… Y así otras muchas, como los curas tienen que ser célibes. Son leyes secundarias. Problema es ver que no hay juventud, problema es ver que no hay vocación, problema es ver que jugamos con Dios, si es que creemos, algo que los padres y sobre todo los curas deberían darse cuenta. Y yo soy cura casado. El que tenga oídos que oiga y se deje de cuentos.

 

Comparte este artículo

 
 
 

Comentarios

 

Artículos relacionados

 
 

CARTAS AL DIRECTOR

PACO CONEJERO: DOS AÑOS Y TODOS SIGUE IGUAL
Juan Bautista Pérez Martínez, ‘Batiste’ 11 de agosto
12ª CENA DE LA LUNA LLENA EN SANTA POLA
Manuel Arroyo Martín 11 de agosto
LA ASUNCIÓN DE MARÍA
Miguel Atencia 11 de agosto
ATENCIÓN, NIÑOS EN LA PLAYA
Eva María Ruiz Fernández 11 de agosto
LEVANTE Y SUS SOMBRILLAS
Miguel Rosa Morentes 4 de agosto

Periódico Santa Pola © Copyright 2016, todos los derechos reservados.

Diseño: Baluarte Comunicación s.l.